Cinco datos curiosos sobre la movilidad eléctrica y los vehículos pesados

Cinco datos curiosos sobre la movilidad eléctrica y los vehículos pesados

Redacción.- Actualmente, la mayoría de los vehículos del mundo cuentan con motores de combustión interna que funcionan con diésel o gasolina. En consecuencia, generan grandes cantidades de emisiones de dióxido de carbono, lo que agrava el calentamiento global, además de provocar otras formas de contaminación, como emisiones de óxidos de nitrógeno (NOx) y partículas, que pueden ser perjudiciales para la salud.

Aunque los avances en la electrificación de los turismos ya son bien conocidos, ABB apuesta también por la electrificación de vehículos pesados, como camiones, autobuses, vehículos industriales y embarcaciones marítimas.

1. El transporte es responsable del 30 % de las emisiones mundiales

Los vehículos que transportan personas, mercancías y materias primas representan más del 25% del consumo energético mundial y casi el 30 por ciento de las emisiones globales de CO2. Alrededor de una cuarta parte de esas emisiones procede de vehículos pesados, como camiones y autobuses.

2. La electrificación mejora la eficiencia

Los trenes de potencia eléctricos son más eficientes que los que funcionan con gasolina o diésel y no generan emisiones de CO2. Un tren de potencia eléctrico actual para un vehículo pesado, como un autobús o un tren, incluirá un inversor de tracción y motores eléctricos. Normalmente, los motores eléctricos pueden alcanzar una eficiencia del 95%, muy superior a la de los motores de gasolina o diésel. Por otro lado, los inversores de tracción reducen notablemente las pérdidas generadas en la cadena de tracción ya que controlan directamente la velocidad y el par de los motores eléctricos, en vez de emplear embragues o engranajes, con la consiguiente pérdida de energía por fricción y calor.

3. Tecnología probada

Consolidada y probada, la tecnología de tren de potencia eléctrico necesaria para los vehículos pesados ya se utiliza ampliamente en autobuses, trolebuses y trenes, por poner un par de ejemplos. La electrificación de este tipo de vehículos ha producido claras mejoras en materia de eficiencia, aparte de reducir las emisiones y los costes de explotación.

4. Los vehículos industriales pesados también se pueden electrificar

Hay componentes de trenes de potencia eléctricos especialmente diseñados para trabajos pesados que ya se pueden utilizar en vehículos industriales pesados, como camiones, excavadoras y máquinas mineras. Como sistema de alimentación pueden usar baterías, líneas aéreas de catenaria o sistemas híbridos diésel-eléctricos. También hay disponibles sistemas de propulsión eléctrica para embarcaciones de tamaño pequeño-medio y, en el caso de embarcaciones de mayor tamaño, se están desarrollando sistemas de almacenamiento de energía y combustibles alternativos para la propulsión eléctrica híbrida.

5. Los vehículos eléctricos pueden ser más productivos

Los trenes de potencia eléctricos no solo son más eficientes que los mecánicos, sino que además transmiten la potencia a las ruedas de forma más eficaz. Esto supone una ventaja para los vehículos que transportan cargas pesadas y puede mejorar la productividad y la eficiencia. En pocas palabras: cada unidad de energía realiza más trabajo útil por tonelada.

Foto de archivo

Síguenos en Telegram
¡Publicamos tus noticias, fotos, vídeos y opiniones junto con los avisos de vehículos de transporte robados! Envíanos la información únicamente a través de e-mail: lectores@diariodetransporte.com.
, , ,

Etiquetas

, , ,

Las noticias más leídas