ATA preocupada por la escasa sensibilidad del Ayuntamiento de Madrid ante el calendario de renovación de flotas

ATA preocupada por la escasa sensibilidad del Ayuntamiento de Madrid ante el calendario de renovación de flotas

Redacción.- La Asociación de Transportistas Autónomos (ATA) muestra su preocupación ante la escasa sensibilidad mostrada por el Ayuntamiento de Madrid tras concluir la ronda de entrevistas mantenidas desde el Comité Madrileño de Transporte con los distintos partidos con representación en el ayuntamiento a los que se ha trasladado la imposibilidad de cumplir los plazos marcados por la ordenanza municipal para la renovación de flotas de transporte.

Según informa la asociación, los últimos encuentros, mantenidos con los representantes socialistas de la corporación, han permitido dar a conocer la realidad que vive el sector y la incidencia que la medida puede tener sobre los vecinos de Madrid. Desde ATA se ha señalado ya en distintas ocasiones que resulta imposible cumplir una normativa que indica que desde 1 de enero de 2023, cualquier vehículo pesado del tipo A, (sin distintivo ambiental), no pueda entrar en el entorno definido por el distrito Centro de la capital, así como también quedará prohibido el acceso en esa fecha a los vehículos ligeros menos de 3.500 kg del tipo B (es decir matriculados antes del 2014). Del mismo modo, el calendario señala que desde enero de 2025, la prohibición se extendería a vehículos pesados de más de 3.500 kg con distintivo B.

ATA vuelve pedir en Madrid una moratoria en el calendario de renovación de flotas

Llegado este punto, cabe señalar un dato demoledor; Los vehículos con distintivo A, suponen un 30% del total de los vehículos pesados que operan en Madrid, mientras que los vehículos afectados con distintivo B, suponen prácticamente el 60% de los vehículos que actualmente trabajan en la capital. Antonio Villaverde, presidente de ATA insiste en que: “las fechas van pasando sin tomar una decisión con el riesgo que esto conlleva ya que como se ha indicado, los supuestos marcados por la ordenanza no son posibles de cumplir por el sector en las fechas y modo señalado. Destacando entre otros motivos, la poca oferta que hay y el exagerado precio de adquisición sobre todo en vehículos pesados de energías alternativas al diésel”.

ATA insiste en que una simple comprobación demuestra que los plazos de entrega que están dando los concesionarios a la hora de adquirir un vehículo nuevo, en la mayoría de los casos sobrepasa el año. Es decir, aquel transportista que a día de hoy decida renovar su vehículo se encontraría con el agravante de que no lo podría estrenar antes del 1 de enero del 2023 y le sería imposible cumplir con el calendario establecido.

Foto de archivo

Síguenos en Telegram
¡Publicamos tus noticias, fotos, vídeos y opiniones junto con los avisos de vehículos de transporte robados! Envíanos la información únicamente a través de e-mail: lectores@diariodetransporte.com.
, ,

Etiquetas

, ,

Las noticias más leídas