La idea de ASSET y la falta de conductores. La opinión de Fernando Guillén

La idea de ASSET y la falta de conductores

Leo que una vez que parece se les agoto la mina de conductores del Este de Europa, y que la de Latinoamérica cuela cada vez menos, las empresas de transporte están recurriendo a conductores asiáticos, sobre todo en Europa Central.

En España todavía se sigue explotando la mina de América Latina, y esto a pesar de que la profesión no está en el catálogo de ocupaciones de difícil cobertura (salvo en alguna provincia que se me escape), https://www.sepe.es/HomeSepe/empresas/informacion-para-empresas/profesiones-de-dificil-cobertura/profesiones-mas-demandadas.html y a pesar de que existen nada menos que 98.000 demandas de empleo de conductores en el SEPE, de los cuales más de 15.000 son profesionales con experiencia acreditada. Lo que debería, en teoría, impedir las contrataciones en origen, tal y como se recoge en la Orden TMS/1277/2019, de 23 de diciembre, por la que se regula la gestión colectiva de contrataciones en origen para 2020, y donde además se especifica que deben ser contrataciones temporales y limitadas. Cosa que tampoco se cumple.

Por supuesto, existe la trampa: un empresario puede acreditar que no encuentra profesionales con una certificación del SEPE y traerlos del extranjero. En ese caso, basta que varios de los entrevistados rechacen su oferta de empleo. Por supuesto, ni el SEPE, ni Inspección, ni el Gobierno, ni Transportes, ni el sum sum corda se preguntan porqué se rechazan esas ofertas de empleo.

Los sindicatos en este tema no los veo. Deberían estar intentando por todos los medios que las contrataciones en origen de conductores fueran impedidas en tanto la demanda en el SEPE no baje de forma considerable. Pero no conozco, ignoro si es o no es así, pero yo no lo se y me temo que la mayoría de nosotros no lo sabe, si trabajan en este sentido. Quizá una mal entendida solidaridad con el trabajador extranjero, que tiene todo el derecho del mundo a ganarse el pan, faltaría más, les juega una mala pasada. Pero es que no estaría de más ver como se justifica que empresas de Aragón, de Cataluña, de Almería, de Murcia, de Galicia… se traigan conductores de Perú, de Ecuador, de Colombia, de Argentina, de Bolivia, de Cuba, cuando en las oficinas de empleo de esos lugares existen demanda de personal que quiere trabajar de conductor profesional.

Me temo que la complicidad del gobierno, este y los anteriores, con los empresarios, es absoluta. Se mira descaradamente para otro lado, y los empresarios actúan con una total impunidad. En una reciente entrevista de trabajo se ofrecieron 1.200 uros de salario y el resto a porcentaje de facturación del vehículo. Se rechazó. Una conocida empresa de mi zona pone día sí y día también anuncios reclamando conductores para nacional, durmiendo fuera de casa de lunes a viernes y saliendo casi todos los domingos: el salario con todo dentro, 1.500 euros. Podría seguir. De todos estos casos que a mi me llegan, alguno con grabaciones de audio, son conocedores en transportes y en inspección de trabajo, incluso en algún caso, el propio Servicio Galego de Emprego y nadie hace absolutamente nada.

Es lo de siempre: no faltan conductores, faltan empresarios. No se puede montar una empresa, inventarte las condiciones de trabajo y luego extrañarte de que te falte personal. No se trata de pagar más o menos, de dar mejores o peores condiciones, simplemente se trata de que si pones una empresa debes cumplir con los convenios colectivos y normativas laborales, peores o mejores, cumplirlas; y si crees que no puedes, entonces, no contrates. Es algo básico. No vale lo de “compra un camión”. El que elige comprarlo, está obligado a conocer sus deberes y sus derechos, lo mismo que el conductor que es asalariado debe estar obligado a conocer sus deberes y derechos, que también se los inventa mucha gente, debido, en gran medida, a una falta de formación real que raya también en el más absoluto de los escándalos. Porque los cursos CAP son una basura que solo sirve para que academias y formadores se forren, pero desde luego no para formarnos adecuadamente, ni en temas profesionales, ni en temas laborales. Muchos ni siquiera tocan más que por encima el 561/2006, seguramente porque los propios tipos que imparten esos cursos no tienen, en muchos casos, ni idea.

Y el Gobierno sigue tragando y mirando para otro lado. Con los contratos en origen, con la situación laboral de los conductores, con cursos CAP que ahora se imparten a distancia, lo que quiere decir que se imparten en las cabinas en horario de descanso después de trabajar todo el puto día. Claro, podemos oponernos, podemos plantarnos ante el empresario, y podemos ir a la calle con cuatro duros como no hagamos las cosas bien, y ellos saben hacerlas, tienen sus abogados, sus asesores, que les dicen como deben hacerlas. Pueden estar sin pagarte 3 meses que no pasa nada, pueden hacerte incumplir todo tipo de normativas, que la sanción es ridícula en muchos casos, pueden en colaboración con las mutuas, putearte hasta el hastío a tu familia y a ti, y no pasa nada.

Recientemente, la asociación ASSET ha tenido una brillante idea: crear una base de datos de conductores para ofrecerlos a aquellas empresas que verdaderamente necesiten esos conductores y estén dispuestos a cumplir la ley, fijaros, a cumplir la ley, nada más ¿Qué raro no?. Yo os animo a todos a inscribiros en esa base de datos, porque estos pasos son los que pueden conseguir cambiar esta situación, ya que los gobernantes no parecen estar por la labor y los sindicatos, siento decirlo porque yo he estado, estoy y estaré sindicado, o fallan al comunicar o no están a la altura de lo que esperamos de ellos, aunque tampoco nosotros estamos a la altura ciertamente, porque puestos a repartir hay para todos.

Creo que ASSET ha acertado. Vamos a ver los resultados, y yo, de ellos, y si me lo permiten, intentaría hacer llegar esto a las instituciones, al propio SEPE, que sepan de una vez que hay conductores, que estamos dispuestos a trabajar, pero dentro de las condiciones que marcan las leyes, no fuera de ellas, Ya estamos cansados de no ver a nuestras familias por un dinero y condiciones que no compensan ese esfuerzo, no se trata de cobrar más, sino lo que legalmente se considera justo, eso es todo, se trata de trabajar en las condiciones que empresarios y sindicatos, los agentes sociales, han pactado. Nada más que eso ¿Es mucho pedir?

¡¡Buena ruta a todos!!.

Más artículos de Fernando Guillén. Prohibida su reproducción total o parcial sin la autorización expresa y por escrito del autor o el editor.

Foto de archivo

Síguenos en Telegram
¡Publicamos tus noticias, fotos, vídeos y opiniones junto con los avisos de vehículos de transporte robados! Envíanos la información únicamente a través de e-mail: lectores@diariodetransporte.com.
, , ,

Etiquetas

, , ,

Las noticias más leídas