Macroreclamación de Fenadismer contra el sobreprecio en la venta de 500.000 furgonetas

La eurocámara defiende prohibir la venta de coches y furgonetas de combustión e híbridos en 2035

Redacción.- Fenadismer pone en marcha una macroreclamación colectiva contra el cártel de fabricantes y concesionarios de venta de furgonetas y derivados de turismo en España, conformado por la practica totalidad de las marcas que operan en España, que acordaron incrementar sus precios entre un 10% y un 15% del valor de venta, como ha ratificado el Tribunal Supremo.

En los últimos años la federación ha venido actuando de forma muy activa y exitosa en contra de los oligopolios y prácticas anticompetitivas que ha venido sufriendo el sector del transporte por carretera en diferentes ámbitos los últimos años. Prueba de ello fue la reclamación contra el conocido cártel de fabricantes europeo de camiones promovida en 2016, que afectó a más de 200.000 camiones en toda España, o más recientemente la macro demanda interpuesta el pasado año por un importe superior a los 100 millones de euros contra las principales petroleras establecidas en España por sobreprecios en los carburantes durante los últimos 14 años.

En esta ocasión, pone en marcha una reclamación colectiva contra el cártel español de fabricantes y concesionarios de furgonetas y derivados de turismo, fundamentada en las sucesivas sentencias dictadas a lo largo del pasado año por el Tribunal Supremo que han ido ratificando la Resolución dictada en 2015 por la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia (CNMC) en la que se condenaba con una multa por importe de 171 millones de Euros a la práctica totalidad de marcas que venden vehículos automóviles en España.

Así, en las referidas sentencias ha quedado acreditado que entre los años 2006 y 2013 las 21 marcas sancionadas han estado operando en el territorio nacional a través de la puesta en común entre ellas de información con el fin de elevar artificialmente el precio de los vehículos, adquiridos durante dichos años, que se estima aproximadamente entre un 10% y un 15% del valor del vehículo más los correspondientes intereses.

Por eso, tras las sentencias del Tribunal Supremo la Resolución de la CNMC es firme y por tanto abre la posibilidad a que cualquier persona, sea particular o autónomo, o bien empresa, que hayan adquirido algún vehículo en dichos años puedan exigir ante los Tribunales una indemnización equivalente al sobreprecio pagado. Dado que el plazo máximo de reclamación es de sólo un año a contar desde que el Tribunal Supremo ha dictado las sentencias contra las diferentes marcas, lo que llevó a cabo durante el pasado año, Fenadismer considera imprescindible que los afectados se incorporen a la mayor brevedad a la reclamación colectiva que han puesto en marcha para evitar que su derecho a reclamar prescriba y en consecuencia no pueda exigir su indemnización.

La federación informa que la incorporación al procedimiento de reclamación es totalmente gratuito y abierto a todos los afectados, gracias al apoyo de un Fondo de Litigación especializado en este tipo de reclamaciones, pudiendo reclamarse por la adquisición en propiedad o leasing de furgonetas, turismos y derivados de turismo, garantizándose que los afectados recibirán un 75% de la indemnización que se obtenga sin asumir ningún coste durante todo el procedimiento.

Según diferentes estimaciones, el número de furgonetas y derivados de turismos afectados por el cártel durante los 8 años de actuación concertada por parte de los fabricantes y concesionarios se situaría en torno a los 500.000 vehículos en toda España. Para más información sobre el cartel y la forma de reclamar la indemnización contra las marcas puede consultarse la pagina web www.afectadoscartelfurgonetas.es

Foto de archivo

Síguenos en Telegram
¡Publicamos tus noticias, fotos, vídeos y opiniones junto con los avisos de vehículos de transporte robados! Envíanos la información únicamente a través de e-mail: lectores@diariodetransporte.com.
, ,

Etiquetas

, ,

Las noticias más leídas