Direbús: Los autocares y autobuses son entornos seguros libres de propagación de virus

Direbús: Los autocares y autobuses son entornos seguros libres de propagación de virus

Redacción.- La Asociación de Transportistas de Viajeros DIREBÚS ESPAÑA, es testigo una vez más del actual volumen de incrementos de contagios de coronavirus en la sociedad española a través de la variante Ómicron.

Teniendo presente que desde el próximo lunes 10 de enero regresan la actividad diaria de servicios de rutas escolares, de trabajadores y otras tipologías de desplazamientos de transportes colectivos de viajeros por carretera en autocares y autobuses, DIREBUS ESPAÑA ha actualizado los estudios técnicos que permiten garantizar a la ciudadanía española que la prestación de dichos servicios de transporte se llevan a cabo cumpliendo las máximas garantías de seguridad sanitarias, tanto por la tecnología incorporada a bordo como con los férreos protocolos de limpieza y desinfección llevados a cabo diariamente.

DIREBUS ESPAÑA, en calidad de miembro de pleno derecho del Departamento de Viajeros del Comité Nacional de Transporte por Carretera, por responsabilidad y obligación hacia las PYMES que conforman este sector, elabora el presente informe con la finalidad de que sea entregado por todas ellas a sus clientes para seguir contando con su confianza en el momento de tanta incertidumbre que nos toca vivir: el interior de los autocares y autobuses son entornos seguros libres de propagación.

Protocolo diario de limpieza y desinfección de interiores

Junio de 2020

Una vez el Estado de Alarma en España decae, y siendo consciente el propio sector de transporte de viajeros por carretera español que forma parte de su ADN prestar sus servicios con la máxima pulcritud de limpieza entre servicios, logran que la Dirección General de Transporte Terrestre y la Dirección General de Salud Pública, con la participación del Departamento de Viajeros del Comité Nacional de Transporte por Carretera que al sector representa, publiquen un protocolo de limpieza y desinfección adaptado al sector, que incorpora medidas a contemplar por las PYMES que ejecutan servicios de transporte público colectivos de viajeros por carretera en relación con la limpieza y desinfección de sus recursos de transporte efectivo.

Desde entonces, las PYMES cumplen cada día con dicho protocolo riguroso de limpieza y desinfección, para garantizar la seguridad de los usuarios y de la sociedad en general, destacando que no ha habido ni un solo contagio dentro del habitáculo de los autocares y autobuses durante la prestación de dichos servicios, gracias a nuestra férrea apuesta diaria higiénico-sanitaria de inmunización.

A continuación se destaca lo más trascendental del protocolo, para conocimiento de los usuarios, para que sean conscientes que su seguridad sanitaria está por encima de todo mientras dura su traslado cumpliendo con sus necesidades de transporte objeto de la contratación de los servicios. Ese es el ADN que conforma a este sector estratégico económico y social de país, que sigue mostrando su lado más humano cuidando preventivamente la salud de los viajeros y de los conductores profesionales que prestan los servicios.

Limpieza y desinfección diarios en el interior de los vehículos

Todos los días, a la finalización de las jornadas de utilización de la flota de autocares, autobuses y minibuses, se realiza el proceso de limpieza y desinfección de aquellos que hayan prestado servicios o que lo vayan a prestar al día siguiente.

Primero se limpia y a continuación se desinfecta, por este orden, siempre desde el interior del vehículo hacia la zona de la puerta de entrada, proceso que siempre lo realizan los mismos profesionales dedicados especialmente a dichas tareas, provistos de EPIs adecuados (guantes, mascarillas) y desechables en cada uso.

Antes del comienzo de las acciones de limpieza y posteriores de desinfección, se debe realizar un aspirado o barrido del interior del vehículo, siempre desde el fondo del recinto de viajeros del autobús a la zona de la puerta de entrada.

Seguidamente, se aplican detergentes y soluciones desinfectantes en todas aquellas superficies de contacto más frecuentes por los viajeros, tales como barras de sujeción, asideros y agarraderas, reposabrazos, marcos perimetrales de las puertas y de las ventanas, los mecanismos de cierre y apertura de los cinturones de seguridad, y los cinturones de seguridad.

Posteriormente se procederá al fregado del suelo con agua y jabón o con solución desinfectante. El fregado del habitáculo interior se realizará, como indicamos, siempre desde el interior del autobús a la zona de la puerta de entrada. Durante su ejecución, los operarios de la limpieza no pueden tocar ningún elemento del vehículo que ha sido previamente desinfectado.

Finalmente, se procede a la limpieza y desinfección de las zonas del puesto de conducción (si son varios los conductores profesionales diarios que prestan servicios sobre el mismo vehículo, dispondrán de medios necesarios para eliminar los desechos y limpiar y desinfectar las superficies, antes de abandonar su puesto de trabajo), aplicándose detergentes y soluciones desinfectantes sobre los distintos elementos y dispositivos de conducción, salpicaderos, parasol, mandos de accionamiento de puertas o los sistemas de comunicación, entre otros.

Materiales y procedimientos establecidos:

Con el fin de eliminar posibles cargas microbacterianas de las superficies que refugien microorganismos, primero se limpia con detergentes y limpiadores no biocidas, y posteriormente se desinfecta con productos con actividad virucida autorizados por Sanidad.

Para realizar la desinfección de contacto de manera correcta, se usan bayetas microfibra, paños, o fregonas, lo suficientemente impregnadas de la solución desinfectante. Durante el proceso y al final del mismo, se dispone de recipientes o bolsas desechables para una correcta eliminación de residuos, así como los propios equipos de protección desechables empleados para dichas labores diarias.

Estudios técnicos de los sistemas de climatización, aireación y ventilación en el habitáculo interior de autocares y autobuses:

Estudios técnicos aportados tanto por fabricantes de equipos de climatización como el Consejo Superior de Investigaciones Científicas CSIC, corroboran que la transmisión de infecciones del virus no se propaga en el aire interior de los vehículos, sino en el contacto entre las personas, aspecto que se erradica con la obligatoriedad en todo momento que los usuarios lleven puestas tanto mascarillas como geles hidroalcohólicos.

La calidad del aire dentro de los mismos es limpia, gracias a los sistemas actuales de climatización y su proceso rápido. La calidad de aire interior es una de las claves para prevenir la transmisión de patógenos entre los pasajeros. Pero no sólo ello, sino que también los flujos de aire en el interior del vehículo son importantes a la hora de evitar la contaminación cruzada entre personas que se encuentran en el interior del vehículo.

Los equipos de climatización de nuestros vehículos toman aire exterior y lo impulsan al interior a través de los conductos de aire acondicionado que se sitúan encima de cada pasajero. Este aire exterior introducido debe reemplazar al aire en el interior del vehículo, para lo cual la misma cantidad de aire interior debe salir del vehículo, habitualmente por unos conductos situados en el suelo, produciéndose a tal efecto un flujo de aire vertical de arriba hacia abajo, dificultando de esta manera el contagio cruzado entre pasajeros. Este proceso se repite cada tres minutos, pudiéndose acortar este tiempo de renovación si se mantienen las compuertas de renovación completamente abiertas, lo que facilita el arrastre de los bioaerosoles, dificultando de esta manera el contagio cruzado entre pasajeros.

Finaliza el CSIC en su informe sobre filtros de aire en diferentes sectores y la posibilidad de eliminación del virus SARS-Cov-2, considerando escenario de seguridad adecuado para operar el transporte público de pasajeros en autocares y autobuses en cuanto a transmisión aérea por SARS-CoV2, siempre que se cumplan a diario dichas premisas: la combinación del uso de mascarillas y gel desinfectante, la limpieza y desinfección que se realiza en los vehículos, y la operación adecuada de los sistemas de aire incorporados.

Por todo lo expuesto, desde DIREBÚS ESPAÑA consideramos al transporte colectivo de viajeros como demostrados entornos libres de propagación del virus en el interior de los autocares y autobuses, entornos seguros que aportan confianza sobre los usuarios y hacia los que contratan y apuestan por desplazamientos colectivos que son en sí mismos ya más sostenibles sobre el medio ambiente más que los individuales en vehículos privados.

Gráfico: Direbús España, foto noticia archivo

Síguenos en Telegram
¡Publicamos tus noticias, fotos, vídeos y opiniones junto con los avisos de vehículos de transporte robados! Envíanos la información únicamente a través de e-mail: lectores@diariodetransporte.com.
, , ,

Etiquetas

, , ,

Las noticias más leídas