Aquí está la realidad de esta vida que es sólo para quien le gusta. Por Gonzalo Rodrigues

Aquí está la realidad de esta vida que es sólo para quien le gusta. Por Gonzalo Rodrigues

camionero, multa, 79 años, descanso, 24 horas,

Redacción.- La realidad tal y como es, del transporte por carretera y la importancia que tiene ser camionero en la vida de las personas. Sobre todo, de cara a los próximos meses, en los que se avecinan, retenciones y prohibiciones, tanto nacionales como europeas, para que los camiones no circulen por las carreteras de Europa.

«Entro en el camión, conecto el motor, al mismo tiempo una mezcla de alegría enorme acompañada de un sentimiento de tristeza tiembla mi mente, atrás se quedan la familia, mujer, hijos, padres, y amigos, delante de mí, kilómetros y kilómetros de alquitrán negro, pueblos, pueblos, ciudades y un sin número de agujeros por el camino que voy a tener que enfrentar.

Ser camionero es tener un corazón fuerte, es tener humildad, tener mucha paciencia, caminar derecho por líneas torcidas, ser camionero es ser una criatura fenomenal.

Muchos nos tratan como simples cosas, otros como cosas simples, otros simplemente, ni nos tratan, hace de cuenta que no nos ven, pero nosotros estamos allí, estamos en ese supermercado para dejar la fruta, la carne, los huevos, y las bebidas. Que en el día a día alimenta a los que no nos ven.

Estamos en la estación de combustible, para dejar el gasoil o gasolina que los mueve al trabajo, pero aún así no nos ven. Estamos en la logística a descargar los medicamentos, utensilios hospitalarios, camas y otros afines para que médicos, usuarios y enfermeros/as puedan hacer su trabajo con seguridad, y así socorrer y salvar a quien necesita, pero nadie nos ve.

También estamos en las fábricas, y dejamos piezas, motores, moldes, neumáticos, suspensiones, volantes, bancos, piel, auto-radios, cables, faros, y toda la tecnología de punta donde producen automóviles y otras más plusvalías para nuestro día a día ,y que tanta falta hacen a nuestro cotidiano, pero nadie nos ve.

Trabajamos entre 10 y 15 horas al día, vivimos la mayor parte de nuestra vida en un espacio más reducido que ciertas perreras para cánidos, escuchamos a jefes, jefes, transitarios, clientes y un sin fin de personas llenas de prisa y faltas de aire, que a veces hasta al hacer un descanso, el pequeño y carísimo café que saboreamos nos cae mal y se vuelve amargo, pero… con una sonrisa allí lo terminamos y volvemos a la máquina infernal que nos espera para 4 horas y 30 minutos más de nuevas aventuras.

Ser camionero es esto: Ser camionero es ir en la carretera y ser cortado en un adelantamiento y llevar alarma por superarlo. Ser camionero es cuando estás parado en la vía para volver y nosotros amablemente prendemos los faros para darte paso, es evitar accidentes, es tener una atención mayor, es conducir vehículos hasta la longitud de 4 automóviles o más, vehículos con 44 toneladas de peso o más, vehículos de 3 metros de ancho o más.

Ser camionero es cuando paramos en la vía buscando un hospital, o supermercado para descargar tus bienes preciosos, pero no podemos parar en ningún parque de ningún supermercado para comprar agua o comer porque tenemos hambre, y tú tocas la bocina y haces gestos obscenos, solo porque te detuviste 2 MINUTOS.

Ser camionero es ir al volante y jugar, sonreír, llorar, cantar, pensar, vivir los mejores sueños del mundo y al mismo tiempo desesperar, es querer estar en la fiesta de cumpleaños de un hijo y no poder, es faltar a la fiesta de la tierra, a la boda de familiares y amigos, es no estar presente en bautizos.

Ser camionero es tener el valor de salir de casa con 15 grados positivos y saber que 2.500 kilómetros adelante va a atrapar-15 grados negativos, el camino se congelará, la nieve va a caer, podemos estar atrapados horas, días ó semanas dentro de nuestra cabina en medio de algún lugar en Europa, pero aún así vamos.

Ser camionero es trabajar con placer, es sentir la pasión de un trabajo correr por las venas hasta golpear el corazón, es querer ser útil a una sociedad, es saber que nos tratan diferente pero somos iguales, es saber entender que muchos son diferentes pero nosotros iremos igual y los trataremos como iguales.

Ser camionero es ser tratado como un criminal por algunas autoridades, es ser discriminado por muchos, odiado por otros, y amado por pocos. Ser camionero es faltarle a mi familia, para que nada le falte a la tuya, y llevar en mí todos los sueños del mundo».

¡¡Un abrazo a todos los guerreros y guerreras de este mundo!! Sean felices… y hagan que alguien sonría.

Publicado en el grupo de facebook: Camionistas Legendarios Internacionales

Foto: Archivo Diario de Transporte

 

¡Publicamos tus noticias, fotos, vídeos y opiniones junto con los avisos de vehículos de transporte robados! Por favor envíanos la información únicamente a través de mensajes de whatsapp +34 649 43 26 91 o por e-mail: lectores@diariodetransporte.com

Etiquetas

Las noticias más leídas