“Seamos coherentes, por favor”

“Seamos coherentes, por favor”

U.E. acuerdo, reducción, emisiones contaminantes, coches, 2.030

Prudencia y moderación son los adjetivos que desde ANFAC, ANIACAM, FACONAUTO, GANVAM y SERNAUTO utilizan para referirse al diésel en su reciente carta abierta al Sector de Automoción.

Muchas son las noticias que hablan sobre el tema sin ser ciertas y que por la constante afirmación y repetición de éstas se han acabado concibiendo como verdaderas. Algo que es necesario desmentir debido a la cascada de reacciones que ha provocado.

Desde FENEVAL y en relación con ello, han mantenido reuniones con ANFAC y se posicionan del lado de la Asociación Nacional de Fabricantes de Automóviles y Camiones.

Lo cierto es que el diésel no contamina más que la gasolina. Actualmente, en los vehículos nuevos el diésel es el combustible más eficiente y con menos cantidad de emisiones de CO2, algo que se pone de manifiesto si lo comparamos con los vehículos nuevos de gasolina, los cuales consumen un 25% más y emiten un 15% más de CO2 por kilómetro que los nuevos motores diésel.

Esta situación es diferente si nos referimos a los vehículos con más de 10 años ya que, con independencia de si son gasolina o diésel, los niveles de emisiones o de partículas son muy superiores.

Gracias a los miles de profesionales, la tecnología actual y las fuertes inversiones en I+D+i, se ha conseguido que los nuevos vehículos diésel emitan un 84% menos de NOX y un 91% menos de partículas que los vehículos de 15 años atrás, algo evidente si se echa la vista a la cadena de valor que desde hace décadas se esfuerza por poner en el mercado vehículos cada vez más limpios y eficientes.

Una posible solución para reducir la contaminación sería fomentar y acelerar aún más el cambio del parque circulante y así evitar la presencia de coches antiguos e ineficientes cuya edad media supere los 12 años. Penalizar a los vehículos diésel, ya está provocando un nuevo incremento en las emisiones de CO2, al ser sustituidos por vehículos de gasolina.

La automoción española está plenamente comprometida con la descarbonización del transporte y la movilidad con cero y bajas emisiones, algo que se demuestra día tras día fabricando coches cada vez menos contaminantes y más respetuosos con el medio ambiente. Sin embargo, creemos que es una medida que se debe ir adaptando de forma progresiva y controlada de manera que no se impida a los ciudadanos la movilidad en sus diferentes modalidades.

Desde FENEVAL, apoyan la línea de ANFAC y otros representantes del sector, ya que no cabe hacer una diferenciación artificial que vaya en contra del propio impuesto de matriculación actual, el cual se basa exclusivamente en las emisiones de CO2 y favorece por tanto las ventas de vehículos diésel.

Lo que piden es que no se ataque ninguna tecnología e insistir en que lo que hay que regular es el nivel de emisiones como dato objetivo y definitorio, para no generar una incertidumbre innecesaria entre la ciudadanía, pues esto puede afectar negativamente a otros aspectos de la economía española como el empleo, las inversiones o a los propios y recientes compradores de estos vehículos, además de alejarnos de los objetivos marcados por la Comisión Europea.

Es un deber transmitir a los ciudadanos esta realidad desde el conocimiento y poder así contribuir a una movilidad cada vez más sostenible entre todos. (Foto de archivo)

 

Comentarios - Diario de Transporte no se hace responsable de los comentarios particulares

, , ,

Etiquetas

, , ,