Indefensión ciudadana. Precio 801 euros. Opinión

Indefensión ciudadana. Precio 801 euros. Opinión

multa, transportista, guardia civil, transportes, Galicia

Cuando la autoridad se excede en sus funciones y pisa tus derechos, manipulando la verdad.

Hoy quería compartir esta sanción que me fue impuesta el día 08-02-18 por un “Agente de la Guardia Civil” perteneciente a la sección de Transportes de la Comunidad autónoma de Galicia.

No es la primera vez que los transportistas sufrimos la persecución, el acoso y la desproporcionalidad de las sanciones que la supuesta autoridad ejerce sobre el sector concretamente sobre los transportistas. Y digo la supuesta autoridad, porque casi que me gusta más llamarles, RECAUDADORES al servicio del Gobierno de turno. Agentes de tráfico que están para servir y proteger a la clase política que nos inunda a impuestos, nos llenan las carreteras de radares con la excusa de dar un servicio de prevención y seguridad y que en realidad, sólo están llenando la caja fuerte con miles de cientos de millones de euros para conservar su estado de bienestar. Son Agentes camuflados de recaudadores.

El día de la denuncia, circulaba yo con mi vehículo pesado por la N634 y pasado el cruce de Curtís me da el alto un funcionario de la Guardia Civil perteneciente a Transportes de la Junta de Galicia, hasta ahí todo correcto. Me abre la puerta y me informa que es un control de transportes. Me pide el permiso de conducir, documentación de la carga, tarjeta de transportes, documentación de tractora y remolque y tarjeta de tacógrafo.

Comprueba datos y me pregunta cual es la ruta que estoy realizando en ese momento, tras contestar a las preguntas del Guardia, me dice tuteándome; pasa para el otro lado que voy a subir a descargar el tacógrafo. Yo tengo un “problemilla” con la limpieza del camión y es que soy un poco especial en cuanto a subir a personas a la cabina. Normalmente conduzco siempre en zapatillas, las mismas que solo se utilizan para ese cometido.

Es decir, no se entra en el camión con calzado del exterior. Ahí viene el problema. Al pretender subir el agente a la cabina yo le digo que por favor evite pisar la alfombra con sus botas, me dice que no hay problema. Revisa la carta de porte y contrasta los datos con la tarjeta de transporte y acto seguido me dice que me va denunciar por prohibirle el acceso al camión para poder acceder a la descarga de los datos del tacógrafo. Yo incrédulo, le digo que no es cierto…..yo no le prohíbo realizar su trabajo y él me pregunta; qué hago la descarga del tacógrafo desde la escalera??? y le respondo, podría hacerlo como lo hacen muchos compañeros suyos, el me responde que no tiene por que hacer la descarga del tacógrafo desde la escalera.

Ahora yo me pregunto.

El agente que realiza la inspección y denuncia ¿por qué no hace constar en la denuncia, que se negó a realizar la descarga desde la escalera del vehículo?. Descarga que puede realizar perfectamente porque al fin y al cabo solo hay que conectar el lápiz de descarga de datos al tacógrafo y esperar a que la luz verde fija te indique que ya está volcada la información al mismo.

¿Dónde quedan nuestros derechos?, ¿Por qué tenemos que sufrir estas humillaciones ante la autoridad?, ¿Por qué tenemos que permitir la entrada en los vehículos a los agentes de tráfico y más cuando se trata de un vehículo que hace la doble función de vehículo para transportar y de pernocta?, ¿Habrá que empezar a grabar las conversaciones ante las paradas e inspecciones de los agentes?, ¿Por qué tienen que invadir nuestra intimidad?, ¿Por qué abren los armarios del vehículo sin la previa autorización o sin el consentimiento del conductor?, ¿Por qué, por qué y por qué?

Pues nada, hoy me tocó a mí, sufrir el abuso desproporcionado de la autoridad, abuso que todos los transportistas han sufrido alguna vez con sanciones que para nada se ajustan a la realidad. A mi me gustaría decirle a los mismos legisladores que redactaron las cuantías económicas en materia de sanciones, si ellos ven ajustado a derecho quitar a un obrero el 50% de su sueldo por una injusticia como esta.

Esta es la realidad a la que miles de transportistas se ven enfrentados todos los días en la carretera. Autor: Reina Lejandro

No hay texto alternativo automático disponible.

 

Comentarios - Diario de Transporte no se hace responsable de los comentarios particulares

, , ,

Etiquetas

, , ,