Dos horas marcha atrás para sacar un camión del casco antiguo de Borja

Dos horas marcha atrás para sacar un camión del casco antiguo de Borja

horas, atascado, camión, Borja, salir, marcha, atrás,

Un conductor siguió la recomendación del navegador y llegó hasta la plaza del Mercado sin respetar la limitación para vehículos pesados.

Un camión de gran tonelaje que circulaba hace unos días de noche por la N-122 terminó su trayecto atascado en el casco antiguo de Borja, hasta donde llegó siguiendo los consejos de su navegador y desoyendo la señal que prohíbe el paso de vehículos pesados. El resultado: casi dos horas marcha atrás para poder volver a salir a la carretera… y 200 euros de multa.

El pasado día 11, el conductor, al parecer, marcó Borja como destino final en su GPS. Y ahí vino el problema. La dirección recomendada le guió hasta el centro de la población zaragozana, en el casco histórico, por unas calles estrechas. En el cruce de la nacional, en lugar de hacer el stop y continuar la marcha, torció a la derecha por la avenida Cervantes. Unos metros antes del Arco de la Carrera, según explican desde la Policía Local, un panel recoge la señalización “perfectamente visible y correcta” que limita la circulación de camiones que superan los 3.500 kilos de peso, los 5 metros de largo y los 2 de altura. Unas dimensiones que el tráiler superaba con creces ya que, según el alcalde, Eduardo Arilla, alcanzaba las 33 toneladas.

Aún así, atravesó el arco y transitó por la calle Goya hasta la plaza del Mercado, donde no pudo continuar. En esta zona del municipio existen bodegas subterráneas por lo que, ante el riesgo de que la vía se hundiera, tuvo que salir marcha atrás, no sin gran dificultad, gracias a las indicaciones de la Policía Local, Guardia Civil y el propio alcalde, así como algunos vecinos.

Dos horas marcha atrás para salir del casco antiguo de Borja

Los agentes relatan que no es la primera vez que sucede un hecho similar: “Ocurre por falta de atención. Si no ve la señal de prohibición, no pueden echar la culpa al navegador. Muchos tienen exceso de confianza”. Hace más de un año, incluso, se interceptó a un camionero, que superó la tasa de alcoholemia, y que, en su camino por el casco antiguo “llegó a dañar incluso algún balcón”. El autor de los hechos, en esa ocasión, fue detenido. Al conductor infractor de hace unos días se le sancionó con 200 euros por no respetar la limitación y acceder al casco antiguo, obstaculizando el tráfico del resto de ciudadanos.

Desde el Centro de Estudios Borjanos (Cesbor) recuerdan que “no se trata de un hecho aislado”. Al día siguiente de este incidente, otro camión de menor tonelaje quedó encajonado en la calle Coloma, hasta donde había logrado acceder. Hace pocos días, alrededor de las doce y media de la madrugada, según cuentan miembros de este colectivo, tuvieron que impedir, en solitario, que otro camión “de considerables dimensiones que había llegado a la plaza del Mercado se adentrara en la calle Coloma”. Ese era el itinerario que le marcaba el navegador. Las maniobras para retroceder por la plaza, con coches aparcados a ambos lados, “resultó sumamente dificultosa” y se prolongaron durante casi una hora. Fuente original: heraldo.es

Comentarios - Diario de Transporte no se hace responsable de los comentarios particulares

, , , , , ,

Etiquetas

, , , , , ,