El director general de Cabify asegura: "No nos iremos de Málaga" y pide que se tomen medidas - Diario de Transporte

El director general de Cabify asegura: “No nos iremos de Málaga” y pide que se tomen medidas

El director general de la empresa operadora de VTC Cabify en España, Mariano Silveyra, ha pedido este martes medidas contundentes a las administraciones competentes contra la huelga “espontánea y sin previo aviso” de los taxistas de Málaga que comenzaron en la noche de este pasado domingo por lo que califican como “intrusismo” de Cabify, quien ha desplegado un refuerzo de 35 coches con motivo de la Feria de la capital. Ante esto, el director general de la compañía en España ha asegurado insistentemente que Cabify “no se irá de Málaga nunca”.

En este sentido, cabe recordar que Cabify denunció este lunes que taxistas de Málaga han agredido a tres conductores y apuntó que el conjunto de conductores desplazados para cubrir servicios con motivo de la Feria de Málaga, ciudad donde habitualmente operan 20 vehículos de la compañía, recibieron “innumerables” amenazas y agresiones verbales, tras lo que Cabify aseguró que se han registrado destrozos en 15 vehículos.

Las fuentes precisaron que hubo daños en un total de 15 coches, como pinchazos de ruedas, rotura de lunas y espejos o rayado en los coches, y agregaron que en general recibieron huevos y sufrieron persecuciones. En cuanto a los conductores, Cabify aseguró que éstos han sufrido tres agresiones físicas además de “incontables e innumerables” agresiones verbales e intimidatorias y amenazas.

Para Silveyra es “gravísimo” que los taxistas “aprovechen” una de las épocas más importantes para la ciudad para llevar a cabo una huelga. “Los taxistas han decidido tomar por rehén a la ciudad y bloquearla, pero no sólo no trabajan los taxistas, sino que impiden que trabajen los conductores de Cabify, que se encuentran parapetados en un hotel. El día de ayer fue bastante delicado”, ha asegurado el director general en declaraciones a Europa Press.

De otro lado, Silveyra, que ha considerado “lamentable” la huelga “espontánea, sin aviso y no autorizada”, lamenta aún más que “las administraciones no tomen ningún rol en el asunto”. En este sentido, tacha de “ridículo” que se exponga que el “culpable o el problema” de la huelga es Cabify.

Al hilo de esto, el director general ha explicado en Málaga hay “1.400 taxis y la oferta de Cabify durante los últimos no ha llegado a 25 vehículos, menos del dos por ciento”. “Ante la demanda en estas fechas en Málaga, donde estamos desbordados, hemos decidido trasladar 30 vehículos más de la flota de Madrid”, ha agregado. Ha reiterado que “no comprende” cómo se puede explicar que medio centenar de vehículo de Cabify son los responsables de la huelga.

Con respecto a la exigencia de los taxistas de que Cabify abandone la ciudad, Silveyra ha asegurado que “no lo hará, ni Málaga como tampoco lo hicimos en la feria de Sevilla” y ha añadido que su “compromiso es más fuerte que nunca”. En este sentido, el alcalde de Málaga, Francisco de la Torre, señaló de que la compañía va a retirar al menos la mitad de estos vehículos, aunque el sector exige que se marche la totalidad del refuerzo venido de Madrid.

“CABIFY ACTÚA CON LEGALIDAD”

Cabify “actúa y actuará con total legalidad”, ha subrayado el director general, quien ha puntualizado que según el artículo 182.5 del Reglamento de Ordenación de los Transportes Terrestres, “las VTC pueden prestar hasta un 20% del total de sus servicios fuera de la comunidad autónoma en la que se encuentra domiciliada la autorización, hasta un limite del 20 por ciento de la facturación del trimestre”.

“Estamos en todo nuestro derecho de operar, bajo la legalidad, en Málaga y en otros sitios”, ha reiterado, al tiempo que ha insistido lamentando que “se pretenda que la solución pase por la marcha de Cabify de la ciudad”. Ante esto, Silveyra ha manifestado que el alcalde “nos lance la pelota a nosotros” es “ridículo”. “No nos iremos de Málaga nunca”, ha asegurado, al tiempo que ha resaltado que desde Cabify “seguiremos apostando por la ciudad, por los usuarios que nos eligen, a pesar de la huelga y de que nos rompan todos los vehículos”.

El director general ha criticado que “deberíamos estar viendo ya a las administraciones tomar medidas contundentes para evitar esta situación”. “El Ayuntamiento, con el alcalde a la cabeza, la Delegación del Gobierno en Andalucía, la Junta, la Policía Local, la Policía Nacional y el Instituto del Taxi deberían tomar medidas”, ha enumerado, ya que, a su juicio, la huelga y los actos violentos “hacen daño a la ciudad y a la mayoría de los taxistas, que son gente de bien y quieren trabajar”.

DETENCIÓN DE LOS VIOLENTOS Y RETIRADA DE LICENCIAS

“No sé a que se espera para tomar cartas en el asunto”, ha cuestionado el director general en España, que espera que “se investiguen, se detengan y castiguen a los responsables de estos hechos violentos”. A juicio de Silveyra, la solución al conflicto pasa en un primer lugar por “separar a los violentos de los taxistas, porque las administraciones tomen medidas y por una mesa de diálogo entre Cabify y asociaciones de taxis que condenen la violencia. Siempre ofrecemos dialogo”.

Así, ha precisado que hay que “separar a los violentos, identificarlos y quitarles la licencia. No son taxistas, son delincuentes que en sus ratos libres se suben a un taxi”. El director general de la compañía en España, para concluido, ha reiterado que Cabify “no se va a ir de Málaga y seguirá apostando por la ciudad y sus usuarios, convencido de su trabajo porque vivimos para y por nuestros usuarios”. EUROPA PRESS.

Comentarios - Diario de Transporte no se hace responsable de los comentarios particulares

, , , , ,

Etiquetas

, , , , ,