Incidentes durante el desalojo de las chabolas de "La jungla" en Calais. - Diario de Transporte

Incidentes durante el desalojo de las chabolas de “La jungla” en Calais.

Las autoridades francesas comenzaron a desmantelar este lunes la mitad sur del campamento de inmigrantes de Calais, junto al Canal de la Mancha, en un clima de tensión que derivó en enfrentamientos de las fuerzas antidisturbios con acampados y activistas anarquistas.

La demolición parcial del gran poblado de chabolas conocido como ‘jungla’, en el que se concentran miles de aspirantes a entrar en Reino Unido, fue suspendida a media tarde a raíz de los incidentes, en los que se registraron cuatro detenidos, cinco policías heridos y más de una decena de cabañas incendiadas. La evacuación comenzó a primera hora de la mañana, cuatro días después de que fuera autorizada por el tribunal administrativo de Lille (norte de Francia) con excepción de las instalaciones de uso social como escuelas, centros de culto, teatro y centro de ayuda jurídica. Las asociaciones opuestas a la medida han presentado un recurso ante el Consejo de Estado, máxima instancia por la vía contencioso administrativa, que no tiene efectos suspensivos.

Una veintena de obreros desmontó a martillazos las estructuras en madera y lona de las chabolas en un sector de cien metros cuadrados, protegidos por un despliegue de efectivos policiales movilizados en una treintena de furgones. El incendio intencionado de una cabaña, que se propagó por el fuerte viento reinante a otras viviendas improvisadas, fue el detonante por la tarde de los primeros incidentes. Los policías que sofocaban las llamas fueron hostigados con el lanzamiento de proyectiles, al que replicaron con gases lacrimógenos y agua a presión.

La gobernadora civil del departamento de Paso de Calais, Fabienne Buccio, imputó los altercados a unos 150 activistas, casi todos británicos, del movimiento altermundialista No Border, que milita por la abolición de fronteras. Les acusó de instrumentalizar, intimidar y presionar a los inmigrantes para que no acepten las propuestas de realojamiento así como de agresiones verbales y físicas a los mediadores que intentan convencerles de que acudan a los dispositivos de realojamiento.

El Estado y los servicios gubernativos han instalado en Calais un centro de acogida provisional formado por contenedores con calefacción que a medio plazo tendrá una capacidad para 1.500 personas. También han abierto 102 centros de acogida y orientación diseminados por toda Francia en la que los interesados podrán presentar una demanda de asilo. Según las autoridades, cerca de un millar de inmigrantes permanece en la mitad sur de la ‘jungla’ aunque las asociaciones elevan esa cifra a 3.450 personas. Las operaciones de evacuación progresiva van a durar varias semanas, quizá más de un mes, han calculado los responsables gubernativos.

Representantes de la asociación criticaron un desalojo “violento, degradante y contrario a los compromisos del Estado”. “Esta gente quiere ir a Gran Bretaña, no se marchará y quedará en una situación aún más precaria, en pleno invierno”, declararon.

Agencia Colpisa.

Comentarios - Diario de Transporte no se hace responsable de los comentarios particulares

Etiquetas