Mercadona levanta el edificio que alojará su procesador en Villadangos

Obras en el centro logístico de Mercadona en Villadangos del Páramo. F. Otero Perandones.

Mercadona va a completar una inversión multimillonaria para abordar su transformación digital. El plan incluye un edificio en el que integrará un superordenador para determinar nuevas funciones y posibilidades comerciales en torno al centro logístico que el gigante español de la distribución tiene en el área industrial de Villadangos.

Allí mismo, en el ala oeste de sus instalaciones, ha comenzado a cimentarse sobre hormigón el nuevo reto de Mercadona en el polígono: un centro de procesamiento de datos que va a estar en uso en poco más de dos años, en 2019, según preveía la empresa sobre el diseño u puesta en marcha del proceso, y que va a acentuar la condición de puntera de la sede leonesa de la firma valenciana. La obra se lleva adelante dentro de los terrenos en los que Mercadona se asienta en Villadangos, sobre un edificio de nueva construcción que desde estos días ha devuelto la actividad constructora al polígono industrial leonés.

Sobre esa base que ahora emerge a ras de suelo se levantará un edificio que integrará el centro de proceso de datos, que Mercadona empleará para poner la informática a disposición del negocio distribuidor y logístico que mejorará la gestión en todos sus procesos, con el fin de mejorar el servicio que dan a sus clientes. «Esto es una transformación digital», dijo Juan Roig, presidente de Mercadona sobre las condiciones que impulsan el proyecto, que trata de blindar las información estratégica del grupo a partir de un backup (una copia de seguridad) del centro procesador que ya está instalado en Valencia. Por eso la compañía considera prioritario el nuevo centro que levanta en Villadangos. «En ningún caso nos vamos a permitir que un terremoto paralice Mercadona», expresó Roig cuando desveló este proyecto antes de primavera.

Mercadona destinó 200 millones de euros para poner en pie el centro de distribución de Villadangos, desde donde atiende el suministro de productos a casi 140 tiendas que tiene en León, Galicia, Asturias, Cantabria y otras provincias de la autonomía en un trasiego que implica el movimiento diario de casi un millar de camiones. Una plantilla cercana al medio millar de personas desempeñan alguna función para hacer posible este proceso logístico desde el polígono industrial leonés para surtir la demanda comercial en los supermercados del grupo en todo el noroeste peninsular.

Al pie de esos hangares que marcan el límite de la expansión industrial del polígono de Villadangos por el oeste de este espacio industrial se elevará el edificio del cerebro de datos. Este superordenador está concebido para asumir la expansión del grupo Mercadona en el próximo lustro.

El centro de datos permitirá establecer una sincronización que permite gestionar su almacén de producto fresco en tiempo real. La transformación comercial de Mercadona se planteó para dar respuesta a la demanda de productos frescos. En todo ese recorrido, León es el nuevo paso que ha emprendido el emporio levantino.

Fuente: diariodeleon.es

Comentarios - Diario de Transporte no se hace responsable de los comentarios particulares

,

Los comentarios están cerrados

Diario de Transporte

Diario de Transporte