Tres detenidos especializados en robos a repartidores de paquetería

Los Mossos d’Esquadra detuvieron el martes en Estaràs (Lleida) a tres ladrones de entre 30 y 40 años, vecinos de Terrassa y Sant Boi de Llobregat (Barcelona), especializados en robar a repartidores de empresas de paquetería, como presuntos autores de un delito de robo con fuerza y un delito de atentado contra los agentes de la autoridad.

Los ladrones seleccionaban un vehículo de una empresa de transporte o paquetería, lo seguían durante su ruta y, mientras el transportista paraba para hacer el reparto, utilizaban inhibidores de frecuencia para evitar que el conductor cerrara el vehículo a distancia por lo que si el transportista no se daba cuenta de que el vehículo quedaba abierto, los ladrones aprovechaban para abrirlo y sustraer la mercancía, han informado los Mossos este jueves en un comunicado.

Los arrestados, que ya han ingresado en prisión tras declarar en un juzgado de Cervera, sustrajeron una quincena de teléfonos móviles en Lleida y cuando huían por la A-2 embistieron a las patrullas de Mossos que iban a detenerlos. Alrededor de las 11.00 horas un repartidor de paquetería alertó a los Mossos de que le acababan de robar una quincena de teléfonos móviles, accesorios y otros aparatos electrónicos que transportaba mientras tenía estacionada la furgoneta en la plaza España de Lleida.

Con los datos recogidos en un primer momento y la descripción del vehículo que utilizaban los ladrones, los agentes determinaron que se trataba de un grupo de personas conocidas policialmente porque estaban implicadas en otros hechos similares en todo el territorio catalán. Como todo apuntaba a que los sospechosos se dirigían hacia el área metropolitana de Barcelona, de donde eran vecinos, se montó un dispositivo policial en diferentes puntos de la autovía A-2. Momentos antes de ser interceptados, los ladrones tiraron una bolsa por la ventana que recuperaron los agentes y que contenía parte de la mercancía robada, y durante el registro del vehículo los Mossos encontraron taladros de batería, accesorios para manipular cerraduras y un inhibidor de frecuencia para anular las señales de cierre centralizado de los vehículos. EUROPA PRESS.

Comentarios - Diario de Transporte no se hace responsable de los comentarios particulares

, ,

Los comentarios están cerrados

Diario de Transporte

Diario de Transporte