Los accidentes de tráfico son la única causa de fallecimiento laboral que crece - Diario de Transporte
120x600_Disney_AlwaysOn

Megabanner cabecera Diario de Transporte

Los accidentes de tráfico son la única causa de fallecimiento laboral que crece

El dato es demoledor. Al 91% de las empresas con flotas de vehículos les preocupa que sus empleados utilicen su Smartphone para enviar mensajes de texto, llamar o acceder a Internet mientras se encuentran conduciendo. Un estudio de TomTom Telematics, la división profesional de la compañía, en el cual se han encuestado 400 empresas de todos los sectores cuyos empleados utilizan vehículos para su trabajo diario, ha arrojado la cifra. Sin embargo, otro dato derivado del estudio aporta un poco de luz al asunto. Pese a la preocupación, solo el 58% de estas empresas proporciona formación y fomenta un estilo de conducción responsable a sus trabajadores.

La seguridad vial en el ámbito profesional es un tema en el que hace falta mucho trabajo porque las cifras empeoran año a año. Según el RACE, en 2016, 204 personas murieron en un accidente de tráfico mientras trabajaban, iban o volvían del trabajo, un 18% más que en 2015. Del total, un 42% de los fallecidos se produjeron por siniestro durante la jornada laboral y el 58% de camino o de vuelta a casa, un trayecto que supone entre el 70 y 80% del total de desplazamientos en días laborables.

DATOS ALARMANTES

Según el Instituto de Salud e Higiene en el Trabajo (INSHT), de los 555.000 accidentes laborables con baja en el año 2016, 63.400 fueron por culpa de un accidente de tráfico, un número un 8% mayor que en 2015. Siguiendo con los datos del INSHT, uno de cada tres accidentes mortales en el ámbito laboral fue por sinistro vial. Las 204 víctimas suponen el 33,6% de los fallecidos por causas laborales, una tasa demasiado elevada. Siendo específicos, durante la jornada laboral murieron 86 personas por accidente en 2016, un 19% más que en 2015, y 118 personas fallecieron yendo o volviendo de su lugar de trabajo, un 17% más que en 2015.

De las 400 empresas encuestadas en el estudio, el 48% admiten que sus trabajadores se han visto envueltos en accidentes de tráfico durante la jornada laboral. Además, el 81% de ellas afirma que los siniestros han supuesto un descenso de productividad, ya sea por una baja del trabajador o por la pérdida de tiempo ocasionada por el percance.

UN PROBLEMA SUBESTIMADO

“Conducir es una de las actividades de mayor riesgo a la que un trabajador se enfrenta a diario, pero muchas veces se le da menos importancia que a otros factores relacionados con la salud en el trabajo”, afirma Heike de la Horra, director comercial de TomTom Telematics España y Portugal. El RACE está de acuerdo con esta afirmación y recomienda la implantación de planes de movilidad y de programas de formación en las empresas. El RACE se apoya en el dato de un estudio que dice que el 40% de las empresas que imparten formación ven reducidos las cifras de accidentes.

Texto Alternativo                                                                                                                                                                                    Los atascos, problema contra el que luchan a diario los trabajadores para acudir a su trabajo. | MOTOR

Según su parecer, la empresa debe estudiar la movilidad real de sus trabajadores y diagnosticar los principales problemas viales de los empleados. A partir de entonces, la empresa se debe comprometer y poner en marcha medidas correctoras, políticas de formación, medidas de planificación de las jornadas laborales que impliquen trayectos por carretera e impulsar el respeto y cumplimiento de las normas de circulación.

Por su parte, los empleados deben comprometerse a cumplir los conocimientos adquiridos por la formación de la empresa, además de planificar sus viajes antes de iniciarlos, consultando los posibles problemas (atascos, condiciones climatológicas adversas…) para intentar evitarlos o afrontarlos con seguridad. Por otro lado, los trabajadores deben ser responsables y revisar los neumáticos, luces y niveles del vehículo que utilizan y, aunque sea lógico, debe mantener una concentración total en la carretera evitando despistarse con, por ejemplo, su teléfono móvil.

El RACE también insta a las administraciones públicas a que incentiven estos planes de movilidad y formación con ayudas fiscales y financiación de los cursos. “Los accidentes de tráfico en horario laboral son la única causa de fallecimiento laboral que aumentó en 2016, lo que da idea de la importancia que tienen las políticias de conducción responsable dentro de las empresas”, sentencia de la Horra. (Foto de la noticia: archivo de Diario de Transporte)

Fuente original: elperiodico.com

Comentarios - Diario de Transporte no se hace responsable de los comentarios particulares

, , , , , , ,

Los comentarios están cerrados