Detenido por matar a un camionero y culpar a un compañero. - Diario de Transporte
120x600_Disney_AlwaysOn

Megabanner cabecera Diario de Transporte

Detenido por matar a un camionero y culpar a un compañero.
ÚLTIMA HORA

El arrestado atropelló accidentalmente al conductor mientras cargaban un camión en el puerto de Barcelona e hizo creer a otro carretillero que era el culpable. La Guardia Civil ha conseguido averiguar quién acabó, accidentalmente, con la vida de un camionero en el puerto de Barcelona después de que el empresario y uno de sus trabajadores hicieran creer a un carretillero que había sido él quien atropelló a la víctima.

La tarde del pasado 10 de febrero, la Policía Portuaria se puso en contacto con la Guardia Civil para alertar de que se acababa de producir un accidente laboral en la zona de actividades logísticas del puerto de Barcelona, dentro del término municipal del Prat de Llobregat. Al llegar al lugar indicado toparon con el cadáver del conductor de un camión de 42 años y vecino de Viladecans (Barcelona).

Las primeras informaciones indicaban que había sido atropellado por un operario de una carretilla elevadora mientras cargaban el camión con bobinas de papel. El vehículo se encontraba en el muelle de carga y todo apuntaba a que el atropello se había producido mientras el operario maniobraba marcha tras depositar una de las bobinas en el camión. La Guardia Civil tomó declaración a los testigos del accidente y solicitaron al responsable informático de la empresa las imágenes de un circuito de vídeo vigilancia que con toda seguridad habría grabado como se produjo el accidente. El informático aseguró que la cámara que debería haber grabado el suceso no funcionaba. Los agentes revisaron el sistema informático y constataron que se había formateado las imágenes del disco duro. Los agentes volvieron a tomar declaración al informático, en esta ocasión imputado por un delito de encubrimiento.

Días más tarde el informático confesó que el circuito de vídeo vigilancia funcionaba correctamente y que él había formateado las imágenes después de que uno de los jefes de la empresa le ordenara hacerlo. El empresario fue el que, según la declaración del informático, le obligó a jurar a los policías que las cámaras no funcionaban. Acto seguido, el informático entregó a los agentes una copia donde se podía observar qué había pasado realmente.

El autor del atropello no había sido el operario de la carretilla. De hecho, el propio operario creía que había sido él el que había acabado con la vida del camionero. Las imágenes mostraban que otro carretillero era el homicida y había culpabilizado al compañero. Con las imágenes en su poder, los agentes procedieron a la detención del verdadero autor de la muerte del camionero, un hombre de 43 años, nacionalidad cubana y vecino de Cervelló (Baix Llobregat), al que se acusa de delito de homicidio imprudente y acusación y denuncia falsa.

En las imágenes se puede comprobar como el acusado se dirigía hacia el muelle conduciendo una carretilla y transportando una bobina de papel. Todo apunta a que no vio que delante de él se encontraba la víctima que quedó atrapada entre dos bobinas de papel. El camionero cayó al suelo y el carretillero al que se le hizo creer que había sido el homicida golpeó a la víctima que ya estaba en el suelo. La Guardia Civil también tomó declaración al jefe de la empresa por, presuntamente, haber ordenado el borrado de las imágenes. Este ha negado en todo momento haber dado esa orden.

Alfonso L. Congostrina. El País. Barcelona.

Comentarios - Diario de Transporte no se hace responsable de los comentarios particulares